Una quemadura se produce cuando un tejido orgánico entra en contacto con alguna fuente de calor, con una sustancia corrosiva o caustica, este contacto produce la descomposición del tejido provocando quemaduras de diferentes grados.

Cuando se está expuesto a temperaturas muy bajas también se pueden producir quemaduras, las zonas afectadas suelen ser: la nariz, las mejillas, las orejas, los dedos de las manos y los pies.

Las lesiones causadas por quemaduras son muy dolorosas y hay que tener especial cuidado en pacientes menores de cino y mayores de setenta años pues son edades de alta vulnerabilidad en las que este tipo de lesiones se pueden complicar con mayor facilidad.

Grados de quemaduras

Quemadura de primer grado: Este tipo de quemadura leve es únicamente superficial, el daño no supera más allá de la epidermis, la cual se torna enrojecida, muy seca y sensible. Se presenta con mucho dolor al tacto que va desapareciendo rápidamente, los cuidados que se deberían seguir seguir leyendo…





Quemadura de segundo grado: Las quemaduras de segundo grado son profundas y generalmente siempre requieren atención médica pues la quemadura además de afectar el epidermis lesiona también el dermis. A parte de la asistencia médica los cuidados y prácticas más comunes que se llevan al encontrarse con una quemadura de seguir leyendo…

 

Quemadura de tercer grado: Si se nota un tono carbonizado en la piel afectada probablemente se trate de una quemadura de tercer grado, suele ser común que la zona haya quedado insensible al tacto por lo que es de suma importancia que esta sea revisada lo antes posible por un especialista, de igual manera el procedimiento a llevar seguir leyendo…

 

Tratamientos en caso de quemaduras

Primeros auxilios: En la mayoría de las ocasiones las quemaduras son únicamente superficiales, por lo que llevando a cabo una buena práctica de primeros auxilios podrá curarse rápidamente. Es de vital importancia que antes de realizar cualquier cuidado en la zona herida reconocer el grado de la quemadura seguir leyendo…

 

Tratamientos caseros: Existen muchos métodos alternativos que solemos tener a disposición en casa que permitirán aliviar el dolor y ayudar a una pronta mejora, de igual manera hay que tener en cuenta que estos tratamientos se brindan siempre y cuando ya se haya tenido una valoración médica y se conozca seguir leyendo…

 

Cremas para quemaduras: Las cremas son una excelente herramienta para aliviar el dolor y cicatrizar quemaduras leves. Siempre resulta útil tener unas cuantas disponibles en casa, por eso a continuación presentamos una recopilación de las mejores cremas para el cuidado cutáneo en caso de quemaduras seguir leyendo…